La escopolamina en Colombia

Posted on 23. Oct, 2009 by in colombia

Para leer este artículo en inglés, siga a Scopolamine in Colombia.

Si quisiera calificar mis errores de español, por favor mándeme un correo o deje un comentario con su sugerencia. ¡Gracias! Ver todos mis articulos en español.

La escopolamina, también conocida como Burundanga, es un poderoso sedante extraído de la flor Brugmansia, que es nativa de Colombia. La escopolamina se usa comúnmente como un depresor del sistema nervioso central en forma de parche para tratar la náusea, el mareo, el mareo por movimiento, y con menos frecuencia en los tratamientos de los síntomas de Parkinson y en la anestesia. Escopolamina está comenzando a atraer la atención por su potencial en el tratamiento de la adicción, en concreto la nicotina.

La escopolamina viene con un montón de efectos secundarios incluyendo la boca seca y problemas del hablar, amnesia, excitación y agitación, alucinaciones y delirio. En años anteriores se utilizó en combinación con analgésicos para inducir sueño crepuscular, que alivia el dolor durante el parto, mientras que mantener al paciente despierto. La escopolamina fue estudiada por los nazis y algunas agencias de inteligencia durante la Guerra Fría para uso como una droga de la verdad. En casos muy raros, la escopolamina es utilizada como una droga recreativa por sus efectos alucinógenos. El extracto químico es altamente tóxico así que un uso no médico es peligroso. Los usos previstos convocatoria de tan poco como 330 microgramos.

Desafortunadamente, el uso más común de la escopolamina es para robos y asaltos en Colombia. Su daño casi está endémica – 1 de cada 5 visitas a la sala de emergencia deben a una sobredosis de la escopolamina. Los grupos organizados de ladrones se aprovechan de las víctimas inocentes por drogar a ellos y tomar ventaja de ellos una vez que están bajo la influencia. Comencé a escuchar historias tan pronto como llegué a Colombia. Parece un GHB que convierte a la gente completamente agradable para cualquier sugerencia, a los efectos de amnesia que lo hace perfecto para los robos y / o violación.

Algunas historias que escucho son obviamente de la leyenda urbana, y a veces ridículas. Uno de los emails reenviados (que ustedes idiotas me pasan) dio la vuelta el año pasado contando una historia de una mujer estadounidense incapacitado y robado por aceptar una tarjeta cepillado con escopolamina. Aquí Snopes desacredita esa tontería.

La leyenda urbana es sintetizada en el documental de VBS, Colombian Devil’s Breath. VBS no me permite integrar su contenido por lo que tiene que ver el documental de 35 minutos en su sitio web.

Colombian Devil’s Breath – Parte 1
Colombian Devil’s Breath – Parte 2

Después de que yo vi la película, tenía curiosidad. Sin embargo, soy escéptico naturalmente y no me lo tragué todo. Es cierto que una pequeña cantidad de este material es suficiente para tener efecto, pero no creo algunos de los métodos informados de drogar a las víctimas. La más increíble es el taxista que sopla en la cara, después de que usted esté inmediatamente en un trance hipnótico a su merced. También he escuchado de que alguien lo meterse en la piel mientras leyendo revistas en un taxi y, lo más ridículo, a través de botones de un cajero.

Después de ver la documental, pregunté a algunos bogotanos nativos sobre la escopolamina. La mayoría cree las historias de taxistas y leyendas urbanas. Una chica me dijo que su primo estaba viajando por bus a Bogotá desde Girardot y alguien le ofreció un cigarrillo. Lo siguiente que supo que estaba en un parque sin dinero.

Éstas son las historias de escopolamina que yo creo:

Un tipo irlandés que conocía que vivía en La Candelaria había conocido a una chica, y ellos hicieron planes para encontrarse. Se encontró con ella y sus amigas en un bar en el lado oeste de la ciudad. Dijo que estaba tomando cervezas con ellas y eso es todo lo que recuerda. Se despertó en su cuarto de hotel sin nada en los bolsillos. Él la llamó para regañar y ella se colgó de él. Luego ella volvió a llamar unos días después, diciendo algo acerca de cómo insultada ella fue que la acusó él y ella nunca haría eso. Ella dijo que él dejó a ella y sus amigas en el bar y ella no sabía dónde iba. Mientras él me dijo esto, él parecía creer su historia. Nunca he visto a ese chico de nuevo, pero espero por el amor de dios que no se encuentra con ella otra vez.

Otro amigo mío me decía de un miembro de AA en Medellín. La última vez tomando trago de este tipo estaba en un burdel. Se despertó el día siguiente en un motel destartalado, sin dinero y sin ropa. Trató de salir pero el personal del motel le dijo que tenía que pagar por la habitación. Ellos no les importaba su historia. Él no tenía ningún recuerdo de lo que pasó.

Miré para el periodismo en la escopolamina, pero no hay mucho. Hay una historia de Reuters sobre una mujer colombiana que fue encontrada vagando sin camisa en Bogotá, preguntando por su bebé. La policía cree que una banda que traficantes de bebés era el responsable. Esta historia no aparece en el sitio de Reuters y parece un poco sospechoso. Encontré Phillip Stewart en Reuters (el nombre en la línea de autor), y le escribí por correo preguntándo si él escribió la historia. Su respuesta (traducido de inglés):

Conocí esa mujer pobre hace años y nunca la olvidé. Sí que lo escribí.

Un viajero canadiense me contó una historia que comenzó en el Parque Lleras de Medellín. Había vivido en Envigado el año anterior por lo que no era nuevo en el país. Él y un chico de su hostal comenzaron a tomar cerveza y aguardiente con un par de colombianos que conocieron. Se emborracharon y su amigo del hostal fue detenido por la policía después de una pelea, pero ese amigo confirmado a nuestro viajero canadiense que lo vio entrar en un Mercedes con los dos colombianos que estaban tomando con ellos. El canadiense se despertó al día siguiente en una calle de Envigado sin ni un peso. Un médico lo examinó y confirmó los síntomas de haber tomado la escopolamina.

Obviamente hay historias de The Mick, quien pasó 20 años extremadamente alcohólico en Bogotá. A veces hacemos compras baratas en 7 de Agosto, donde se tiene que pasar por una pequeña zona horrible de prostitución y drogas (Cl 67). Una vez le pregunté si tenía rumbas por allá en sus años alcohólicos. Frunció el ceño y dijo que sí, pero que odiaba a las personas de ese lado porque siempre le daban escopolamina. Dijo que ha sido drogado ‘un montón de veces’ y ‘por lo menos 30 veces’. Él cree que la escopolamina no le afecta tanto porque era un borracho extrema

La primera vez que The Mick tomó la escopolamina llegó poco después de una ex-novia suya lo dejó con su bebé de cinco meses. Él estaba en un viaje por el norte con un amigo cuando se detuvieron para comer y tomar aguardiente. Dejó el bebé en una guardería y comenzó a emborracharse con su amigo en una tienda. Ellos subieron a un taxi y The Mick recuerda claramente diciendo a su amigo: “¡Todo ha ido de blanco, es como si estuviéramos en el cielo!” Y luego The Mick cayó bajo el hechizo. (Los campesinos les drogaron.)

El taxista los botó del taxi. The Mick recuerda vagamente gateando en la calle, en un momento por debajo de un autobús. Finalmente se acordaron del bebé y lo recogieron de la guardería. Estaban tan destrozados mientras llevando el bebé que, finalmente, unas policías y militares se notaron. The Mick se despertó en la Embajada Británica de Bogotá.

En otra ocasión estaba tragando duro, como de su costumbre en las calles de Bogotá. Recuerda siguiendo por varios lados de la calle, luego se estaba besando con una chica. Luego se despertó en su apartamento desnudo, envuelto en una manta. Su apartamento ha sido vaciado de todas sus cosas. Tenía que ir a la comisaría de policía sin ropa.

La sugestibilidad es el aspecto que da el más miedo a los rumores de la escopolamina. ¿La gente conscientemente permite ladrones que llevar todo? Parece demasiado loco para creer. La descripción del efecto de The Mick lo caracterizan como una forma extrema de la droga, éxtasis. La gente está enamorada de todo. Todo es paz y amor. No hay mal en cualquier lugar. La gente quiere que todo sea agradable y se siente bien y lo hace. Todo esto viene con un efecto de amnesia impenetrable.

En la sección de Delincuencia en la página para Colombia en el sitio web del Departamento de Estado de EEUU (traducido de inglés):

El uso de drogas fuertes: La Embajada sigue recibiendo informes que los criminales en Colombia usan drogas fuertes para incapacitar temporalmente turistas y otros. En los bares, restaurantes y otras áreas públicas, los autores pueden ofrecer bebidas contaminadas, cigarrillos o goma. Por lo general, las víctimas se vuelven desorientadas o inconscientea, por lo que son vulnerables al robo, asalto sexual y otros delitos. Evite dejar alimentos o bebidas sin atención en un bar o restaurante, y sospeche si un desconocido le ofrece algo de comer o tomar.

[ad]

La escopolamina sí es utilizada en Colombia, pero las leyendas urbanas son muchas. El efecto de la amnesia de la escopolamina es crucial para el timo, y también amplifica al mito. Si nadie se acuerda lo que pasó, que retrasa nuestro aprendizaje sobre este medicamento y cómo funciona. Y cualquiera persona que ha tomado no sabe cómo la tomó porque no lo vio – es la intención obvia de los ladrones.

Algunas historias son tontas. Uno dice que las mujeres pueden ponérsela  en el pecho y los hombres la lamen. Podría creer eso, pero significaría que la absorción a través de piel por las revistas o botones de cajeros son mentiras. La puta que se pone en la piel se drogaría a ella misma. Del mismo modo, soplando el polvo a la cara de la victima por el aire expone el ladrón igualmente. Y si alguna vez usted ha resopló coque, usted sabe qué tan lejos el polvo tiene que ir para entrar en el torrente sanguíneo. No necesita tantos microgranos de la escopolamina, pero todavía habría que tomarlos a través de algún tipo de tubo. No va a atrapar las moléculas suficientes en el aire con una inhalación nasal ocasional, a menos que alguien le tira en la cara un puñado de ella – como la harina – por valor de cientos de miles de pesos.

Creo que en la gran mayoría de los casos de escopolamina, las victimas la toman en bebidas o mezclada con cocaína. También creo que la mayoría de los bandidos de escopolamina operan en los burdeles, que se suma a la leyenda urbana. De esta manera: En primer lugar, el efecto de la amnesia completamente confunde a la víctima en cuanto a lo sucedido. Recuerda que estaba en el burdel, y él sabe que no puede decirle eso a su esposa. Se da cuenta de que fue drogado y decide contarle una de estas historias de mierda – el taxista que sopla polvo mágico o le dio una copia corrompida de El Tiempo.

Estoy convencido de que estas historias de mierda y la extremidad de la leyenda urbana se deben a (A) el efecto amnésico y (B) chicos mintiendo a sus esposas, novias y mujeres de la familia para cubrir sus indiscreciones. Hasta que escuche una historia escopolamina de una mujer robada o violada mientras NO estaba emborrachándose imprudentemente, me quedo con mi teoría.

Creo que lo que pasó con el chico irlandés es tan elaborado un plan como pueda ser. Puedo ver como eso se ejecuta. Un gringo recién llega a Latinoamérica. Él todavía está viviendo en La Candelaria y no reconoce la diferencia entre las mujeres fáciles y las demasiadas fáciles. Esa segunda tipa de repente usa armas diferentes, pero existen en toda Latinoamérica. Después de conocerlo, ellas lo invitan a su distrito para tomar con varias niñas, tal vez un chico. De repente el barman participa en la operación. Todos toman y se divierten mientras algien le da al gringo la escopolamina. Cuando ellas reconocen los efectos, le sacan todo de los bolsillos y luego lo ponen en un taxi de regreso a La Candelaria. En el caso que él llama de nuevo y no está seguro si lo robaron, ellas se hacen inocentes y tratan de darle otra vez.

Yo era escéptico sobre el aspecto de la sugestibilidad de las historias. La película de VBS muestra imágenes de una víctima en el cajero bancario, voluntariamente sacando dinero en efectivo para sus ladrones. Sonriendo. Por otra parte, si los nazis y también los organismos de la Guerra Fría abandonaron la escopolamina para cualquier uso, ¿podría ser tan poderosa? En última instancia, los recuerdos nebulosos de The Mick, como una experiencia extrema de haber tomado éxtasis, indican que pueda pasar ese nivel de agradabilidad.

La mayoría de los colombianos no han tomado escopolamina. Por eso no tenga miedo de Colombia. The Mick dijo que la escopolamina es muy difícil comprar. Sería difícil para él encontrarla, y él conoció muchos ladrones y traficantes durante 4 años en La Modelo. Casi todas las historias que he escuchado incluye el emborracharse imprudente. No sólo emborracharse, el emborracharse imprudente. Colombia puede ser duro para un borracho. Y mientras historias de víctimas que no estaban emborrachándose sí existen, son muy pocas. (Y la mayoría de esos individuos están mintiendo a las mujeres acerca de la noche que fueron a tener sexo con putas).

Me encanta viviendo en Bogotá, Colombia, y me doy cuenta de que una cantidad desproporcionada de mi escritura muestra el peligro, las molestias, el miedo, el negativo, el malo. Ese contenido es el más convincente, pero la vida aquí es buena. Me voy a quedar más tiempo que el anterior plan de un año. Hay casi una sensación en el país que toda la belleza, la atracción, el romance, vienen con un riesgo igualmente peligroso y sangriento. La rosa viene con espinas. Parece cursi, pero es verdad.

La flor Brugmansia, que contiene el ingrediente principal de la escopolamina, crece en Bogotá y Colombia.

[ad]

Tags:

4 Responses to “La escopolamina en Colombia”

  1. FranKlin Perez

    03. Apr, 2011

    Tus comentarios me parecen bobos y de una mente de mierda igual que las “leyendas urbanas” que te atreves a mencionar. En otra ocasión aprende a investigar más sobre el tema, por

  2. gina

    11. May, 2013

    Me parece buena la apreciacion que haces sobre la escopolamina, pero si es cierto lo de los taxis y las revistas, aunque evidentemente la mayoria de casos ocurren en burdeles o las llamadas zonas rojas, pero me parece bien que te guste Colombia y que sepas la verdad sobre que esto no ocurre en cada esquina como todos los extranjeros piensan.

  3. Carlos

    22. Oct, 2013

    Mi madre siempre nos advirtio acerca de la escopolamina. Desgraciadamente fue a ella a quien la atacaron hace un mes. Nunca tome muy enserio sus comentarios y tampoco me interese en investigar acerca del tema.
    Su historia es la siguiente: caminando hacia su casa un hombre se acerco a ella , le puso la mano en el hombro y empezo a preguntarle cosas, luego intento enredarla con algun tema de un negocio. Mi madre tan desconfiada que es, continuo la conversacion con el hombre y fue con el a un cafe donde se encontraba algun supuesto negociante. Mi madre con con uno de los hombres a casa, les entrego todo el dinero que tenia ahorrado, y termino en su casa sola sintiendose bastante confusa. Horas mas tarde, se dio cuenta de lo que habia ocurrido. Durante varios dias se sintio muy confusa, sin podir dormir, con mucho estres, problemas para ir al servicio, etc. Doy gracias a Dios que mi madre se encuentra bien. Y estando fuera del pais, espero poder ir a visitarla tan pronto como sea posible.

  4. jose

    06. Feb, 2015

    Yo vendo escopolamina buena calidad me viene de mexico alta pureza tengo en liquida y en polvo frascos de 20 ml por 110 euros envio incluido cada frasco entran 40 dosis acemos envios a toda la peninsila española y realizamos los envios por contra reembolso interesado contactar atraves del email joseliyo-923456@hotmail.com desde el email ya os facilitare mi numero gracias

Leave a Reply

Use a FAKE EMAIL ADDRESS and your comment may be deleted. Fair warning.